¿Qué es la sobreimpresión?

sobreimpresion publicidad

¿Qué es la sobreimpresión?

En el ambiente gráfico, la sobreimpresión es un término que se utiliza para referirse a la acción de imprimir una imagen u objeto sobre otro objeto impreso previamente, sobreponiendo a ambos. Un concepto que tiene relación directa con la sobreimpresión es la reserva, que consiste en reservar el espacio necesario en el primer objeto de forma tal que quede en blanco para que se imprima en él el segundo objeto. De esa forma, se evita que, al imprimir objeto sobre objeto, se generen nuevos colores que no son deseados por el diseñador.

No obstante, la sobreimpresión se da en casos en los que la última tinta que se imprime no modifica su color, como en el caso de los textos en negro sobre fondos de color, o cuando lo que se quiere lograr es el efecto de un color combinado, al mezclar ambos objetos.

Cuándo es recomendable realizar sobreimpresiones

sobreimpresion cine

Fundamentalmente, es recomendable realizar la sobreimpresión en dos casos específicos:

Debido a su opacidad y al hecho de que, por lo general, es la última que se imprime, la tinta negra no varía su aspecto al momento de realizar la impresión sobre un color y permite evitar la aparición de huecos o espacios en blanco si es que se opta por un calado; por ello es recomendable utilizar esta técnica cuando se sobreimprime tinta negra, a fin de ayudar en el registro.

Otro de los casos en los que es recomendable realizar una sobreimpresión es cuando la ilustración no comparte colores de tinta de uso frecuente y se desea realizar un efecto de tintas superpuestas o reventado. De esa forma, cuando se sobreimprimen mezclas de colores de cuatricromía que no comparten tintas comunes, el color que va sobreimpreso se integra al color de fondo.

Consejos a la hora de llevar a cabo las sobreimpresiones

Por lo general, la sobreimpresión no es visualizada adecuadamente al momento de realizar el diseño en el software, por lo que se recomienda tener un cuidado especial antes de imprimir. Uno de los errores más frecuentes al trabajar con los diferentes programas de diseño es cuando se le da sobreimpresión a un objeto en blanco ya que el resultado es que ese objeto no sale en ninguna de las planchas. Por ello, es conveniente utilizar el modo “previsualizar sobreimpresión” a fin de tener una aproximación sobre la forma en que se van a imprimir los colores de sobreimpresión.

Cuando se trata de impresión digital, algunos Rip tienen desactivadas, por defecto, las opciones de sobreimpresión que se han realizado sobre el documento y activadas las propias las cuales, normalmente, están programadas para sobreimprimir el negro. Por esa razón, se debe tener especial cuidado para cada caso.

En un diseño en el que se tenga que incluir texto en negro, la recomendación es que vaya sobreimpreso, sin embargo, ello suele ser ideal cuando los caracteres son pequeños pero no cuando son más grandes, por ejemplo en titulares. En ese caso se deben hacer las pruebas necesarias a fin de determinar si la diferencia de fondos le quita intensidad al texto en negro.